Exfoliante facial con perlas de jojoba.

Llevaba mucho tiempo queriendo hacer un exfoliante sencillo y me ha surgido una excusa perfecta para hacerlo, un regalo familiar 🙂

La receta es muy sencilla de hacer y es totalmente personalizable.

Esta receta me vino a la cabeza y la he adaptado por el exfoliante de mi amiga María de Aroma-terapia.es, por cierto, os recomiendo que la sigáis 🙂

Y una sorpresa, al final del artículo, tenéis un descuento especial para adquirir los ingredientes para elaborar esta receta y más ingredientes de cosmética natural 🙂

La receta en vídeo

Ingredientes

  • 43 gr de hidrolato de rosas.
  • 1 gr de goma xantana.
  • 2,5 gr de glicerina vegetal.
  • 2,5 gr de perlas de jojoba.
  • 10 gotas de sharomix.
  • 10 gotas de aceite esencial de palo de rosas.

Esta es la receta que hago para mí, tengo la piel delicada y me encanta el aroma a rosas 🙂 En el vídeo uso hidrolato de hamamelis y árbol de té porque lo he hecho para mi primo, que tiene la piel con acné.

Variaciones de ingredientes para exfoliar

Podemos jugar mucho con los hidrolatos. Yo siempre me decanto por hidrolatos como el de rosas, manzanilla o lavanda por la piel sensible, pero también se puede usar el hidrolato de hamamelis, melisa, azahar, tilo, etc….

Podemos usar muchos tipos de ingredientes para hacer una exfoliación casera, aparte del clásico azúcar o sal, os hablo un poco de ellos:

Las perlas de jojoba

Para esta receta voy a usar las perlas de jojoba. Este material me encanta, es aceite de jojoba endurecido y es ideal para pieles sensibles y pieles secas.

Son buenas para hacer una buena exfoliación y son muy suaves, respetando así mucho nuestra piel.

Las semillas de amapola

Se usan las semillas enteras de la amapola. Es una buena idea sobre todo si recolectáis vosotros mismos las amapolas. Pincha aquí si quieres saber un poco más de ellas.

Hueso de aceituna o almendra triturada

El hueso de la aceituna triturada y/o la almendra triturada. Son ingredientes más duros para el cutis, se usa tanto en exfoliantes faciales como en corporales.

(Además, se pueden usar para la chimenea...lo digo porque hace poco que he comprado unos sacos 😉 )

Bambú en polvo

Se suele diferenciar el gránulo en dos tamaños, uno es apto para el cutis de la cara y el otro, para el cuerpo. Al ser muy rico en sílice y otras sales minerales, ayuda a que las células cutáneas funcionen correctamente.

Elaboración

  1. En un vaso de vidrio bien limpio y esterilizado, echa la glicerina y la goma xantana, mezcla y deja que se hidrate.
  2. Ahora añade el hidrolato y mezcla bien. Bate un poco para que la mezcla sea más homogénea.
  3. Echa las perlas de yoyoba y mezcla bien.
  4. Por último, echa el conservante y las gotas de aceite esencial. Remueve bien y envasa en un bote de boca ancha de cristal.

Guarda tu exfoliante en el armario del baño, lejos de la humedad y del calor. Gracias al conservante este exfoliante puede durar hasta tres meses.

Puedes usarlo varias veces en semana, dependerá del tipo de piel que tengas y de donde vivas.

Por ejemplo, si tienes la piel grasa y/o con acné puedes usarlo dos o tres veces en semana, pero si tienes la piel delicada con una vez en semana o cada quince días es suficiente.

Si quieres conocer otra receta para elaborar un exfoliante casero, te recomiendo esta receta de arcilla con perlas de jojoba.

Os dejo este enlace, de una tienda online de confianza donde suelo comprar: Cosmética natural casera shop, con el código: REFVideoExfolianteTN a la hora de la compra , os hará un descuento del 5%

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.