Pesto de ortiga.

La ortiga es una planta medicinal bastante completa y gracias a la naturaleza la podemos encontrar con mucha facilidad en casi cualquier lugar cerca de nosotros.

Muchas personas al desconocer sus propiedades las tiran a la basura al podar su terreno o jardín, pues bien, es una pena ya que podemos usarlas para multitud de cosas, por ejemplo, podemos elaborar desde cerveza a un abono especial para nuestra huerta.

Esta receta es para elaborar un pesto muy especial, la receta la encontré por casualidad y creo que es una maravilla, ahora podemos variar y elaborar el pesto que mas nos guste según nos apetezca cada día, podemos elegir desde pesto rojo, pesto de kéfir a este nuevo pesto.

Ingredientes

  • 1/2 taza de ortiga hervidas (quitadas previamente los pelillos, lavadas y cortadas, deben ser hojas jóvenes, las coceremos en agua durante unos minutos con un puñado de sal).
  • 1 taza de aceite de oliva virgen.
  • El jugo de 2 limones biológicos y su ralladura.
  • 1/4 de cebolla bien cortada.
  • 2 dientes de ajo aplastado.
  • Sal y pimienta al gusto.

Para a quien le guste el picante y el chile, puede incluir 1/4 de cucharadita de chile en escamas a la receta. Yo personalmente le añadiría unas cuantas hojas de albahaca y piñones, pero esto depende del cocinero.

Elaboración

Echamos la ortiga, la cebolla y el ajo en la licuadora o batidora, picamos bien, después añadimos el aceite de oliva, el zumo de limón y su ralladura (se recomienda que sean  limones biológicos porque vamos a usar su cáscara y es aquí donde se depositan sobre todo los pesticidas químicos). Mezclamos de nuevo, por último le añadimos la sal y la pimienta.

Debe quedar una salsa suave  y muy fina.

Podremos tener guardado el pesto unos 5 días en el frigorífico si lo necesitamos.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.